La Cabeza del rey Don Pedro

Nos cuenta una de las múltiples leyendas protagonizadas por el rey Don Pedro I, que en un recorrido nocturno por la ciudad, según algunos, motivado por un lío de faldas, descargó su ira con el hijo del Conde de Niebla, con el cual se batió hiriéndole de muerte, ya que este era partidario del hermano bastardo del rey para que ocupara el trono. El batir de las armas despertó la curiosidad de una anciana, vecina de la calle donde ocurría la acción. Al alumbrar con el candil observó al protagonista, que se destacaba por ser blanco, rubio, ceceaba al hablar y les sonaban las rodillas al andar. Estos rasgos eran conocidos en la ciudad, por lo que no dejaban dudas. La anciana, ante el estupor de lo visto se apresuró a cerrar la ventana cayendo el candil a la calle junto el cadáver, lo que motivó que las autoridades la llevaran a la presencia del rey, que en acción de justicia prometida a los Guzmanes, familiares del fallecido, les dejó claro que cortaría la cabeza al malhechor y la expondría públicamente.


Ante las preguntas hechas en interrogatorio a la anciana, aunque era reacia a contar lo sucedido por aludir al rey, terminó confesando lo que presenció, y cuando llegó la pregunta de que dijera su nombre contestó “El Rey”. El asunto se liquidó cortando la cabeza a una estatua del rey, que fue expuesta públicamente tal como se prometió. La cabeza estuvo depositada en una hornacina que actualmente existe en la denominada desde entonces calle de Cabeza del Rey Don Pedro. Así mismo la calle cercana donde tuvieron protagonismo los hechos recibió el nombre de Candilejo, en recuerdo al candil que propició el encuentro de un testigo para aclaración del desenlace.

Fuente: http://edlo.en.eresmas.com

Si te ha gustado compártelo con tus círculos.

ENTRADAS SIMILARES

3 thoughts on “La Cabeza del rey Don Pedro”

  1. Gracias por toda esta información, que me parecie muy interesente y muy didáctica, aunque parece que casi todos los habitantes de Sevilla (que vivo aquí) no se interesa por estas cosas, incluso creo que ya se han olvidado de tales hechos. Es una pena que los colegios no enseñen estas cosas tan importantes para la historia de Sevilla. Además me ayuda para algunos trabajos pendientes que tengo que hacer, jejeje…Bueno, lo que digo, que muchísimas gracias.

  2. Gracias por toda esta información, que me parecie muy interesente y muy didáctica, aunque parece que casi todos los habitantes de Sevilla (que vivo aquí) no se interesa por estas cosas, incluso creo que ya se han olvidado de tales hechos. Es una pena que los colegios no enseñen estas cosas tan importantes para la historia de Sevilla. Además me ayuda para algunos trabajos pendientes que tengo que hacer, jejeje…Bueno, lo que digo, que muchísimas gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *